Marc Márquez, 28 años de talento interrumpidos por una lesión

0
733

Marc Márquez celebra este 17 de febrero su 28 cumpleaños. En lugar de estar preparando la pretemporada como cada año, Marc celebrará su cumpleaños de forma diferente debido a la lesión que acarrea desde julio de 2020. Esta lesión le ha impedido volver a pista desde entonces y ha tenido que pasar hasta tres veces por el quirófano.

En febrero de 1993 nació en Cervera, Lérida uno de los mayores talentos del motociclismo español. Marc Márquez Alentá, hijo de Juliá Márquez y Roser Alentá es ya hexacampeón del mundo de MotoGP. Sumando a eso los títulos de Moto2 y 125cc, ya son ocho los títulos que ostenta el campeón del mundo.

Publicidad

Precocidad, es la palabra más utilizada para definir la carrera deportiva de Márquez. Marc se subió en una moto por primera vez a los cuatro años con ayuda de unos ruedines debido a su tamaño. Desde entonces, no ha parado de batir récords e incrementar su palmarés año tras año. En 2010 se convirtió en el piloto más joven en conseguir un título mundial, y en 2013 el más joven en hacerlo en la categoría de MotoGP, con tan solo 20 años arrebató ese récord a Freddie Spencer.

Marc a los cuatro años con su primera moto | Fuente:http://elperiodico.com

Un piloto de récords

Además de récords de precocidad Marc tiene inscritos otros tantos en su palmarés, es el piloto con más poles de la historia de MotoGP y es el español que más títulos ha ganado en la categoría reina. Durante la temporada 2019 batió el récord de puntos obtenidos en un campeonato con 395 puntos, además, en esta misma temporada Marc logró el récord de podios en un mismo año, 17 en total, consiguiendo acabar en el podio en todas las carreras que finalizó durante 2019.

En el paddock, Marc es conocido por su sonrisa y su personalidad carismática, ya que siempre tiene buenas palabras de cara a la prensa y a los aficionados, aunque los resultados no sean los esperados. En cambio, dentro de la pista es un rival duro, con un estilo de pilotaje agresivo y una actitud incansable que lo representa entre sus rivales. Para Marc es ganar o perder, no existen términos medios y lo ha demostrado en numerosas ocasiones.

Su mayor hazaña

La hazaña que más se recuerda a la hora de hablar de esta actitud de Marc en pista es Estoril 2010. La pista estaba delicada en el circuito portugués debido a la lluvia. Se paró la carrera por este motivo y al reiniciarse esta se acortó a nueve vueltas. Durante la vuelta de reconocimiento Marc pilló un charco a pocas curvas de la meta y cayó sin soltar la moto para que no se destrozase. Pasó por el pit lane para arreglar la moto con ayuda incluso, de los mecánicos de otros equipos. El tiempo no fue suficiente para arreglarla y se cerró la salida a la parrilla, ocasionando que Márquez tuviese que salir el último.

Con el título en juego, salió en la última posición y a las pocas curvas ya ocupaba posiciones delanteras. Consiguió llegar al grupo de cabeza con mucha facilidad, mientras sus mecánicos le marcaban en la pizarra que la tercera posición era suficiente para asegurarse seguir en la pelea por el campeonato. Para Marc no era suficiente un tercer puesto, era todo o nada. En la última vuelta se hizo con la cabeza de carrera, superando a Nico Terol, su principal rival al título. Tras esta carrera, estaba más cerca de conseguir su primer título que lo convertiría en el campeón del mundo más joven de la historia.

Los mecánicos de Marc Márquez tratan de arreglar la moto tras la caída | Fuente: http://as

Una década del «estilo Márquez»

Después de más de 10 años no ha perdido este estilo que le caracteriza, al que le llaman «el estilo Márquez». Aún nos sigue deleitando con salvadas imposibles, remontadas y batallas de infarto hasta la última curva de la última vuelta. Pero buscar ese límite siempre tiene riesgo, y aunque Marc es experto en evitar caídas hay algunas que son inevitables. Esta no es la primera vez que una lesión grave pone en peligro la carrera deportiva del piloto. En 2011, mientras luchaba por el campeonato del mundo de Moto2 sufrió una lesión ocular que lo hizo perder el título aquel año, incluso se habló de que no podría volver a correr.

El 21 de octubre de 2011, en el circuito de Malasia (Sepang) Marc sufrió una fuerte caída en los entrenamientos libres del viernes. A causa de la lluvia, la Suter le lanzó por los aires recibiendo un fuerte golpe contra el suelo que le provocó mareos y pérdida de visión. Márquez fue declarado no apto para correr las últimas carreras de la temporada y el mundial acabó en manos de Brdal.

Lesión tras lesión

El piloto sufría de una diplopía en el ojo que le impediría estar en los test de pretemporada y se puso en duda su participación en la temporada 2012, incluso la vuelta a la competición. Tras consultar con infinidad de profesionales el piloto se operó la vista y fue recuperando poco a poco su visión normal. Logró estar listo para la temporada 2012 y se hizo con el título de Moto2 ese mismo año.

Marc tras la caída que le provocó la lesión ocular en Malasia 2011 | Fuente:http://marca.com

Algo similar es a lo que se enfrenta ahora. En julio de 2020 se disputó la primera carrera de la temporada marcada por la Covid en el circuito Ángel Nieto de Jerez. Todo apuntaba a una lucha entre Márquez y las Yamaha de Quartararo y Viñales. Así fue, Márquez se escapaba en cabeza seguido de ambos pilotos, pero un error a las pocas vueltas de liderar la carrera hizo que se saliera de la pista. Se reenganchó en las últimas posiciones y ahí comenzó la gran remontada.

Fue superando pilotos a ritmo de récord para intentar minimizar el daño de su salida de pista de cara a la lucha por el mundial. A cinco vueltas del final Márquez ya rozaba el podio y había dado caza a los pilotos de Yamaha. Finalmente, a cuatro giros del final, en la curva tres la Honda le escupió por delante a 150 km/h. Esa caída, cuando se encontraba ya en posiciones de podio tras su gran remontada, es la que le ha provocado tener una temporada en blanco por primera vez en su vida.

Brazo de Marc Márquez tras intentar correr el GP de Jerez a la semana de ser operado | Fuente:http://elespanol.com

Temporada en blanco y recuperación

El resultado de la aparatosa caída fue el humero derecho fracturado, con la suerte de que no afectó a los tendones del brazo. Dos días después, el piloto vuela a Barcelona para ser intervenido, fijan el hombro con una placa de titanio. Cinco días después de la operación es declarado apto para correr el gran premio de jerez de esa misma semana, tras pasar las pruebas médicas pertinentes. El pensamiento del piloto y del equipo no es correr la carrera sino probarse en los entrenamientos libres. En la Q1 el piloto sintió una pérdida de fuerza en el brazo por lo que decide no correr el domingo. El 3 de agosto de 2020 Marc pasa por quirófano por segunda vez, una acumulación de estrés ha hecho que la placa de titanio se rompiera, tras esa operación se estima que el nuevo plazo de recuperación sea de dos o tres meses. Pero no fue así y Márquez no volvió a competir en la temporada 2020. Su objetivo era volver en 2021 al 100%.

Decenas de hipótesis en su regreso

Un nuevo revés complica aún más la situación del piloto, el 3 de diciembre se vería obligado a pasar de nuevo por quirófano ya que la cicatrización del humero no estaba siendo la prevista. Esta vez la operación se llevó a cabo en el Hospital Ruber Internacional de Madrid con unos cirujanos distintos a los anteriores. El piloto sufría una pseudoartrosis en el brazo que impedía la regeneración del hueso. Además, se encontró una infección en la lesión por la que Marc tuvo que permanecer 10 días ingresado con un tratamiento antibiótico para combatirla. Los plazos de recuperación pueden llegar hasta los 6 meses, por lo que se le descarta de la pretemporada y quién sabe si de las primeras carreras.

Aun así, muchos creen que Márquez tampoco volverá este año, o que incluso no vuelva nunca, o que si vuelve no será el mismo. Son muchas las hipótesis que rodean la mediática situación del piloto.

La pierna izquierda no tenía circulación y para mantenerla con vida se la cosieron a la derecha durante dos semanas

Pero si echamos un vistazo a los precedentes de pilotos jóvenes con lesiones encontramos el caso de Doohan que juega a favor de Márquez. Doohan sufrió un accidente en Assen en junio del 92, con 27 años, los mismos que tenía Márquez el pasado año cuando ocurrió la lesión. Sufrió una fractura con desplazamiento en su tibia derecha. La recuperación de Doohan se vio afectada por cómo le operaron y tuvo que pasar de nuevo por quirófano, incluso se habló de que podría perder la pierna. Tuvo que pasar por un periodo de recuperación más que duro, la pierna izquierda no tenía circulación y para mantenerla con vida se la cosieron a la derecha durante dos semanas.

Con mucha rehabilitación, logró volver a la competición con la diferencia de que tuvo que acoplar el freno trasero de la moto en el pulgar debido al poco movimiento que tenía su pierna. Tras esta grave lesión por la que muchos daban por perdida su carrera deportiva ganó 5 títulos de 500cc consecutivos.

Una vuelta a la pista marcada por la incógnita

El 28 de marzo dará comienzo la temporada 2021 en el circuito de Losail, Qatar. De momento las noticias que llegan son buenas, la lesión tiene una evolución satisfactoria, según una última revisión por la que pasó en enero. Hoy sigue siendo una incógnita si Márquez estará allí, lo único que sabemos es que ya ha comenzado la rehabilitación tras haber estado tres meses con el brazo completamente inmovilizado tras la operación. Ni Honda ni el propio Marc se pronuncian acerca de su estado ni del posible sustituto del piloto en caso de que sea baja para las primeras carreras de la temporada.

Publicidad

Deja un comentario