De rozar Europa a ser colista de la Premier League en un año, ¿qué le pasa al Sheffield United?

0
381

El equipo sigue en caída libre hacia la segunda división

11 puntos de 72 posibles hacen un buen resumen de lo que está siendo la temporada del Sheffield United, que tiene el descenso cada día más cerca.

Situado como farolillo rojo de la Premier League, el Sheffield United tiene muy cerca el descenso de categoría. Tan solo 3 victorias y dos empates a su favor les avalan actualmente y la salvación la marca el Newcastle, con 14 puntos más.

Aquel equipo que ascendió de las manos de Chris Wilder tras doce años en Champhionship y con un juego novedoso, con centrales desplegados y que formaban parte del ataque del equipo se quedó a tan sólo dos puntos de Europa. Se pasaron gran parte del año en la zona alta de la tabla pero tres derrotas seguidas ante Leicester City, Everton y Southampton pusieron fin a su sueño europeo. Hasta aquí los aficionados estaban esperanzados con la nueva temporada, ya establecidos en la máxima división inglesa, era momento de mantener la categoría y echar raíces.

Altas y Bajas

En un mercado de fichajes veraniego marcado por la pandemia y las pérdidas que ha generado en los clubes, los blades invirtieron en Ramsdale y Burke como caras más destacadas. En el apartado de bajas, jugadores como Morrison o Freeman abandonaron el club. La vuelta de Dean Henderson a Manchester ha sido la pérdida que más está sufriendo el Sheffield United. Este curso lo arrancaron con cuatro derrotas consecutivas y tan solo un gol, por lo que en octubre se decide invertir 26 millones de euros en una de las perlas de la cantera red: Rhian Brewster. El inglés venía de hacerlo bien en una cesión en el Swansea, con 11 goles en 22 partidos. Con este como el último fichaje de los rojiblancos, se llega a la cifra de 62.2 millones de euros en llegadas al equipo y sin apenas obtener ingresos por ventas. Por lo tanto hay una gran inversión teniendo en cuenta la situación económica de los clubs.

Rhian Brewster posa con su nueva camiseta y señala a cámara | Fuente: Premier League

El caso Brewster

Con Brewster ya en el terreno de juego consiguen el primer punto de la temporada ante otro recién ascendido como el Fulham. Y desde entonces acumulan 15 derrotas (8 de ellas seguidas), un empate, y tres victorias. A día de hoy el inglés todavía no ha conseguido anotar ni un solo gol y son el equipo menos goleador de toda la liga con 15 goles a favor en 24 partidos. Con estos datos, no sorprende saber que han firmado la peor vuelta de la historia de la Premier League. Una victoria y 5 puntos en 19 partidos les han llevado a obtener este récord.

¿Cómo se ha llegado a esto?

Comenzando por atrás, ya no cuentan con una firme defensa como la de la temporada pasada. El año pasado sólo encajaron 39 goles en toda la liga (actualmente llevan 40 con 14 partidos por jugar). No únicamente fallan los centrales y laterales, sino que el cambio Henderson por Ramsdale no ha salido como los blades esperaban. Sin tener malos porcentajes y estadísticas, el empeoramiento es claro. Y en el área contraria, si ya en la temporada pasada no eran un equipo goleador, el nivel ofensivo ha bajado mucho. Jugadores como Billy Sharp, Mousset, McGoldrick o McBurnie están dando un rendimiento mediocre y forman el peor ataque de la liga. Teniendo en cuenta estos datos, no han utilizado el mercado invernal para traer a nadie, gesto que ha decepcionado a los fans así como a Chris Wilder.

Duelo aéreo del partido de ida entre Sheffield y Fulham | Fuente: The Star

Este sábado se juega la 25ª jornada, por lo que quedan poco menos de la mitad de partidos por jugar. El Sheffield se enfrenta al Fulham, primer equipo ante el que puntuaron y actualmente a siete puntos y dos puestos. Una victoria podría suponer un cambio de chip y el comienzo de una vuelta de ensueño y con la salvación como colofón. En el lado negativo de la balanza, perder ante un rival con el mismo objetivo sería una razón más para creer en el descenso del Sheffield United.

Publicidad

Deja un comentario