¿Llegará el relevo generacional que cambie la historia del tenis masculino?

0
458

Tras casi 15 años de reinado en el tenis masculino, Federer, Nadal y Djokovic se enfrentan a lo que puede ser el relevo generacional que cambiará la historia del tenis

Roger Federer, Rafael Nadal y Novak Djokovic. Todo el mundo conoce la grandeza de estos tres históricos del tenis, pero como no se puede describir con palabras su legado, sus cifras lo harán por sí solas. Desde que Federer se proclamase número uno del mundo el 2 de febrero de 2004, estos 3 artistas de la raqueta han campado a sus anchas por el circuito ATP (Asociación de Tenistas Profesionales). Si hablamos de Grand Slams, 57 de los 68 disputados hasta hoy, han sido conquistados por alguna de estas tres “raquetas”. Pero lo cierto es que sus carreras están a punto de llegar a su fin, estamos ante un relevo generacional. 

Publicidad

Respecto a torneos Masters 1000, (segunda categoría en importancia de los torneos ATP), estos 3 fenómenos se han hecho con 98 de los 149 disputados hasta la fecha (9 MS 1000 por cada temporada). Y para que todo el mundo pueda entender el valor de estos tres jugadores, una última estadística. Desde que Federer se asentase como número 1 del ránking en 2004, ningún jugador fuera de estos tres (y Murray de forma temporal) había conseguido ocupar ninguna de las dos primeras plazas del ranking ATP hasta hace un mes. 

Djokovic tras perder la final de Roland Garros 2020 ante Nadal | Fuente: Yolan Valat (Agencia EFE)

Nuevas generaciones

Pues bien, con estos números en la mano, nadie cuestiona quién ha dominado el circuito en estos últimos quince años. La pregunta es quién lo dominará cuando estos tres grandes ya no estén. Esta es una cuestión que algunos se empeñaban en responder al comienzo de la década de 2010. Grigor Dimitrov, Milos Raonic o Kei Nishikori son algunos de los nombres que aparecieron por el circuito en aquella fecha. Talento y juventud eran el aval de esta generación de jugadores a la que algunos bautizaron como la Next Gen. Generación futura que estaba llamada a desbancar del trono ATP a los tres fantásticos.

Pinceladas sueltas, como algún Masters 1000, la Copa de Maestros (Dimitrov) y alguna final de Grand Slam han sido algunas de las mejores actuaciones de esta generación por hacerse con el dominio del circuito. A pesar de estos buenos resultados, ningún jugador de esta hornada ha conseguido tener la continuidad que le haya permitido cambiar la tendencia en el circuito masculino.

Estos datos no dejan en muy buen lugar a los jóvenes, pero hay que romper una lanza en favor de las nuevas generaciones. Desde hace cuatro años aproximadamente, el circuito masculino parece encontrarse en proceso de rejuvenecimiento. Caras nuevas, talento y gran pegada. Estas son algunas de las características que comparten ciertos jugadores que hacen presagiar un cambio generacional dentro del tenis masculino. Además, no hay que irse muy lejos para encontrar pruebas de este “supuesto” cambio. Si se observa el ránking ATP se puede ver como, en efecto, hay un cambio generacional.

Los jóvenes asaltan el top-10

No hay ningún jugador que supere la treintena fuera del Big Three. Además, el ruso Daniil Medvedev (25 años) hace menos de un mes alcanzó el segundo puesto del ránking. Esto supuso el fin a casi 17 años de dominio absoluto de las dos primeras plazas de la clasificación por parte del Big Three (y Murray de forma “esporádica”). 

Daniil Medvedev, último jugador en ganar la Copa de Maestros (2020) | Fuente: Andy Rain (Agencia EFE)

Además de Medvedev, también tienen un lugar dentro del top-10 masculino otros jugadores jóvenes. El austríaco Dominic Thiem (4º), el griego Stefanos Tsitsipas (5º), el alemán Alexander Zverev (6º), el ruso Andrey Rublev (7º), o el italiano Matteo Berrettini (10º) son solo algunos de los que vienen plantándole cara a Federer, Nadal y Djokovic en los últimos años. Y es que solo hay que fijarse en los últimos grandes torneos para darse cuenta de este más que probable cambio de tendencia. 

La Next Gen rompe la hegemonía del Big Three 

Respecto a los Grand Slam, aquí es donde el Big Three aún sigue manteniendo su tiranía. A pesar de sus aplastantes registros, ya se han visto resultados destacados para estos jóvenes, como la victoria de Dominic Thiem en el US Open 2020. Este es el único grande cosechado por esta generación de jugadores. Pero cierto es que cada vez son más habituales en las rondas finales de los grandes torneos. Es el caso del ruso Medvedev, que hasta la fecha ha conseguido ser finalista en el US Open 2019 (contra Rafa Nadal), y en el Open de Australia 2021 (contra Novak Djokovic). Por su parte, Dominic Thiem también acumula una serie de buenos resultados en Grand Slam, además de su victoria en EEUU 2020. Finalista en Roland Garros 2018 y 2019 (contra Rafa Nadal) y finalista del Open de Australia 2020 (contra Novak Djokovic) son otros de los números que le hacen candidato a todo en un futuro. 

Dominic Thiem saludando a Nadal tras derrotarle en la Copa de Maestros 2020 | Fuente: Andy Rain (Agencia EFE)

Respecto a los Masters 1000, también se ve algo muy llamativo. De los últimos tres torneos disputados de esta categoría, ningún integrante de los 3 grandes ha conseguido siquiera ser finalista. Pero, echando un ojo a este tipo de torneos, se puede puede observar esta tendencia cambiante ya mencionada. De los 32 Masters disputados desde 2017, “solo” 17 han sido conquistados por Roger Federer, Rafael Nadal o Novak Djokovic, es decir, “ni” la mitad. Esto para nada son malas cifras, pero quizá el Big Three deba preocuparse por algunos de los nombres que vienen haciéndole competencia en estas últimas temporadas. Alexander Zverev con las victorias en Montreal (2017), Roma (2017), y Madrid (2018). Y el ruso Medvedev con Cincinnati (2019), Shanghai (2019) y París (2020) son otros de los máximos exponentes a destronar a los 3 grandes. 

Una nueva generación de Maestros 

En último lugar hay que fijarse en la Copa de Maestros. Un torneo disputado a final de temporada (noviembre), donde participan los ocho jugadores que más puntos han conseguido durante todo el año. Pues bien, las estadísticas de este torneo son aún “más” alarmantes para los tiranos del circuito. Roger Federer ha conquistado este torneo en seis ocasiones, Novak Djokovic en cinco, y a Rafa Nadal todavía se le resiste. A pesar de estos números, ninguno de los máximos exponentes de este deporte ha conseguido este torneo desde hace 5 temporadas. Andy Murray (2016), Grigor Dimitrov (2017), Alexander Zverev (2018), Stefanos Tsitsipas (2019) y Daniil Medvedev (2020) han sido los jugadores que han logrado adueñarse de este trofeo en los últimos cinco años. 

Tras un repaso a los datos más importantes, parece estar claro que el cambio de generación en el circuito masculino está cada vez más cerca. Los años no parecen pasar en balde para Roger Federer (39 años), Rafael Nadal (34 años) y Novak Djokovic (33 años), que muy poco a poco van perdiendo fuelle y teniendo alguna lesión más de lo habitual. Pero, lo más importante de todo, es la generación de grandes jugadores que les “atosiga” cada vez más. Thiem, Tsitsipas, Medvedev, o Rublev, entre otros. Estos son los grandes aspirantes al trono de la ATP, que sin duda quedará en buenas manos en un futuro no muy lejano. 

Fuente de la imagen destacada: Agencia EFE

 

Publicidad

Deja un comentario