Diego Maradona: un año sin el astro

0
307
Diego Maradona. Fuente: Film-rezensionen

El mundo del fútbol quedó en «shock» al conocer que Diego Armando Maradona había fallecido por una descompensación cardíaca. La noticia fue especialmente dramática en su Argentina natal, donde en su velatorio se vieron escenas que rozaban lo irreal. Un año después, Nápoles y Argentina se han unido para honrar a su particular divinidad.

En aquella mañana del 25 de noviembre de 2020, Diego Maradona fallecía a los 60 años de edad. Bien es sabido que los últimos meses de vida del astro argentino fueron un auténtico calvario. Maradona presentaba varios problemas de salud motivados, en gran parte, por todas las adicciones que le habían acompañado tanto en el final de su carrera deportiva como en su retiro.

Publicidad

Días antes de su defunción, Maradona fue hospitalizado tras sufrir un episodio de anemia y depresión. Durante su estancia, el argentino superó una complicada cirugía en la cabeza. A pesar de su exitosa intervención, el astro perdió mucho peso y en las grabaciones filtradas tenía dificultad para caminar. Los días después al suceso se conspiró sobre si su muerte fue provocada.

Multitud se agolpa en el coche funerario que transporta al 10. | Fuente: Cantabria 24 horas

El planeta fútbol perdía de manera repentina, para los más idealistas, a una de sus mayores estrellas. Un futbolista fuera de serie que fue venerado como a una divinidad. Fue una persona despreciada, por sus actos extradeportivos, y amada por igual por lo que hizo en «la cancha». Caprichos del destino, ese mismo día 25, pero de 2005 perdía la vida otra leyenda del deporte rey: George Best.

Un velatorio multitudinario y accidentado

La noticia de su muerte impactó principalmente en Argentina. De hecho, el presidente de la nación, Alberto Fernández decretó luto nacional durante tres jornadas. El féretro con su cuerpo reposó en La Casa Rosada de Buenos Aires para que fuera despedido por todos. El velatorio abrió durante la madrugada del 25 al 26 de noviembre.

Ver las imágenes de origen
Casa Rosada en Buenos Aires| Fuente: Flickr

A la tarde siguiente, por orden familiar, se clausuró la entrada y el caos se apoderó en las inmediaciones del recinto. Se formaron disturbios en las cercanías al palacio formándose enfrentamientos entre la policía y los «barras bravas» (en Latinoamérica, término que hace referencia a un ultra). La masiva movilización para homenajear a Diego, tanto en el interior del palacio como en los alrededores del Obelisco o La Bombonera (Estadio del Boca Juniors donde jugó el 10), quedó totalmente empañado. Finalmente, fue trasladado al cementerio privado Jardín de Paz en la localidad de Bella Vista. 

Nápoles: segunda casa de Maradona

Maradona no solo fue un ídolo para el pueblo argentino. El culto a su figura cruzó el océano hasta llegar al sur de Italia, concretamente a Nápoles. Para situarse en contexto, el ariete abandonó las filas del FC. Barcelona en 1984 para recaer sorpresivamente en el SSC. Napoli. En su día se trataba de un equipo de segunda fila. El joven de 24 años recibió la admiración de los tifosi desde el primer toque de balón en su presentación.

Maradona en el día de su presentación como jugador del Nápoles. Fuente: Wikimedia Commons

Permaneció en el equipo napolitano ocho temporadas, anotando 115 goles y 78 asistencias. Los napolitanos le recordarán primordialmente porque bajo su enorme influencia llegaron la primera Serie A de la historia del club en la temporada 86/87 y la Copa de la UEFA en 1988/1989. Además, los aficionados napolitanos le elevaron como un símbolo de la lucha de clases contra el poderoso norte italiano. Abandonó la casa azzurra en 1992 y volvió a España para jugar tan solo una temporada en el Sevilla FC.

Copa y Estadio Diego Maradona

El Nápoles no tardó en reaccionar a la trágica noticia. Su presidente, Aurelio Di Laurentiis, decidió renombrar el estadio del club. El mítico campo de San Paolo pasó a llamarse Diego Maradona en honor al hombre que revolucionó la historia del club del Vesubio. Por otro lado, la AFA (Asociación del Futbol Argentino) adoptó el nombre del astro argentino a la Copa de la Liga Profesional de Fútbol Argentino.

El proyecto más ambicioso en relación a su figura se destinará al fútbol de selecciones. En el verano de este año, tras terminar los torneos de selecciones, la FIFA mostró su predisposición a fundar un nuevo torneo a partido único: La Copa Diego Maradona. Los dos organismos continentales protagonistas (FIFA y CONMEMOL), negocian la formación de un partido único. El ganador de la Eurocopa se enfrentaría al campeón de la Copa América. El partido se disputaría en invierno en el propio estadio del SSC. Napoli y lo jugarían Italia y Argentina. 

Publicidad | Advertisement

Deja un comentario